Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
30 diciembre 2012 7 30 /12 /diciembre /2012 02:30

           Como ya he explicado en algún artículo anterior, siempre me llama la atención la acertada actitud integradora de la Iglesia Católica hacia las costumbres y tradiciones de los pueblos que ha ido evangelizando a lo largo de más de 2000 años. Cierto que no siempre fue así, ya que podemos rastrear ejemplos en la Historia que hablan de una visión menos respetuosa. Esto no se puede negar; pero tampoco que en la mayoría de las ocasiones la Iglesia supo ver lo bueno que había en las culturas que iba encontrándose en su acción misionera: así ocurrió con la filosofía greco-latina, con la mitología nórdico-germánica, o las tradiciones precolombinas. Se podrían citar tantos y tantos ejemplos... pese a quien le pese. La verdad histórica es esa: la Iglesia siempre defendió (y defiende) que Dios dejó en el corazón de los hombres el anhelo de buscarlo, por lo que cualquier cultura, aunque de manera incompleta ya que no conocían la Revelación, podía contener elementos parciales de la Verdad plena.

           Traigo de nuevo a colación este perenne tema de la relación entre la fe y una razón que también, aunque de forma incompleta, puede buscar a Dios, porque vamos a hablar hoy de la leyenda italiana acerca de la Bruja Befana, repartidora de regalos la noche del 5 al 6 de enero, y que parece que es una cristianización de otra tradición pagana anterior. Cuentan que cuando los Reyes Magos se dirigían a Belén a adorar al Niño Jesús, se encontraron con la Bruja Befana, que barría su casa. Sus Majestades de Oriente la invitaron a venir con ellos, pero ella rechazó la oferta, diciéndoles que tenía mucho trabajo. Arrepentida luego, no pudo alcanzarlos, y en compensación, parte todos los años en su escoba hacia Belén para adorar al Mesías, dejando por el camino muchos regalos a los niños que se encuentra. Hay que destacar como dato curioso que esta leyenda es anterior a la de San Nicolás como repartidor de regalos, la cual no encontramos hasta los finales de la Edad Media aproximadamente. 

            Esta entrañable leyenda es típica de Italia, donde suele ser Befana (notar que Befana proviene de Epifanía), al menos en determinadas zonas, la que obsequia a los niños la noche de Reyes. 

 

Fuentes: 

Burgueño, José Manuel; El Libro de la Navidad: Luna Books, 2008.

Compartir este post

Repost 0

Comentarios

Présentation

  • : El blog de inhocsignovinces.over-blog.es
  • El blog de inhocsignovinces.over-blog.es
  • : Blog católico acerca de la Historia del Cristianismo, en relación con temas actuales.
  • Contacto

Recherche

Liens